La Mentira

La mentira es una declaración realizada por una persona, ocultando o falseando una información, y esperando que los oyentes la crean. Una cierta oración puede ser una mentira si el interlocutor piensa que es falsa o que oculta parcialmente la verdad. Como dicen: "Para Mentir se necesita de dos, uno que mienta y otro que crea."

sábado, 23 de julio de 2011

Clasificación y Definiciones

Extracto del libro "Estrategia y Técnicas de Negociación"
OBSERVACIÓN Y ENSAYO EN LA NEGOCIACIÓN

Felicísimo Valbuena de la Fuente
Catedrático
Facultad de Ciencias de la Información
Universidad Complutense
Madrid

EKMAN, Paul y Wallace FRIESEN


CATEGORÍAS DE LA CONDUCTA NO VERBAL

La conducta facial y la corporal entrañan diferentes clases de conductas. Ekman y Friesen distinguen cinco categorías, según el uso, origen y codificación.


Emblemas:
Son los actos no verbales que tienen una traducción verbal directa o definición de diccionario, que consiste habitualmente en una palabra o dos, o quizá una frase. Son bien entendidos dentro de una cultura o grupo. Suelen ejecutarse conscientemente y con intención de comunicar un mensaje. Se adquieren por aprendizaje.Los emblemas se utilizan, sobre todo, cuando el ruido, las circunstancias exteriores, la distancia, el acuerdo o el defecto físico impiden o dificultan excesivamente una relación verbal adecuada.

Ilustraciones:
Son movimientos que están directamente ligados al discurso y sirven para visualizar lo que se esta diciendo verbalmente. Los ilustradores pueden repetir, sustituir, contradecir o aumentar la información proporcionada verbalmente.

Regulaciones:
Son actos que mantienen y gobiernan el discurso y la escucha de los comunicantes.
Dicen al que habla que continúe, repita, se de prisa, elabore, sea mas interesante, de al otro la oportunidad de hablar, etc. Dicen al que escucha que ponga una atención especial, espere un minuto más, hable, etc.
Los reguladores concretos y su frecuencia están relacionados con la etnia, clase social y cultura. De esta forma debe tenerse cierto cuidado con su interpretación.

Adaptaciones:
Se trata de movimientos que fueron aprendidos primariamente como parte de esfuerzos para:
- satisfacer necesidades del yo, o
- llevar a cabo acciones corporales, o
- manejar emociones, o
- desarrollar o mantener contactos interpersonales prototípicos, o
- aprender actividades instrumentales.
Con el paso del tiempo se han vuelto integrantes del repertorio de hábitos del individuo.Pueden producirse en la vida adulta, de forma abreviada, muy separados del contexto original en que fueron aprendidos.
Existen adaptadores del yo; los mas fáciles de descifrar son los que tocan la cara. Tales adaptadores son una fuente de información, en parte porque la cara contiene órganos diferenciados y adónde vaya la mano o qué haga a un rasgo facial pueden proporcionar información. Pero, además, la cara simboliza el yo, es el espejo del alma.
Los adaptadores dirigidos a otro o heteroadaptadores; incluyen movimientos para dar o tomar de otra persona; movimientos relevantes para atacar o protegerse del ataque; movimientos necesarios para establecer afecto e intimidad o apartamiento, etc. Pueden confundirse fácilmente con las ilustraciones.
Un adaptador de objetos es un movimiento aprendido originariamente en la realización de alguna tarea instrumental: conducir un coche, fumar, manejar una herramienta, etc. Dicho movimiento será repetido, de nuevo sólo en parte, durante conversaciones si se provoca el componente emocional o actitudinal asociado con el adaptador.

Manifestaciones de Afectos:
Son las expresiones de la emoción, vistas primordialmente en la cara, pero también evidentes en movimientos de la mano y en la postura corporal. Diferentes investigadores parecen haber llegado a la conclusión de que existen los siguientes afectos primarios:
  1. Sorpresa.
  2. Miedo.
  3. Hastío y Desprecio.
  4. Ira.
  5. Alegría.
  6. Tristeza.
*Por cuestiones de espacio, para no cansar al lector, voy a describir estas 6 manifestaciones individualmente en otra entrada. 



CÓMO PERFECCIONAR LA CAPTACIÓN DE CLAVES NO VERBALES

Toda la exposición anterior se quedaría corta si no decimos "cómo" una persona puede perfeccionar la habilidad o destreza para captar y transmitir las claves no verbales.
Partamos de un hecho que podemos comprobar a diario. Hay personas que son mucho más agudas que otras en la captación de tales claves. Los investigadores están de acuerdo en que las mujeres son más sensibles que los hombres para captar las claves no verbales. 
Pero pongámonos en los casos extremos: personas que tienen muy poca habilidad o personas que tienen una gran sensibilidad. ¿Cómo pueden formarse las primeras y perfeccionarse las segundas?
Mark Knapp ha intentado sistematizar los diversos métodos y nos ofrece los siguientes:
1. Información de retorno regular y precisa. Por tal entiende que no se puede fiar todo a las impresiones pasajeras de las personas conocidas a las que hacemos o nos hacen observaciones sobre los cambios que notan en nuestra expresión facial, voz, movimiento de las manos, etc.
2. Otro método para aprender cualquier destreza social es el "role-playing" (Juego de Roles)
3. Los cursos de perfeccionamiento para captar claves no verbales utilizan video e imágenes que ayudan a activar la conciencia de cosas y acontecimientos que normalmente pasan inadvertidos.
4. Utilizar también libros con multitud de fotografías en las que se presentan diversos comportamientos no verbales. Es curioso que Jurgen Ruesch y Weldon Kees, autores del primer libro sobre comunicación no verbal, utilizaron ya este método que luego ha tenido muchos seguidores. 
Finalmente, hay que tener en cuenta que la habilidad en comunicación no verbal dependerá, en ultimo término, de las características comunicativas del individuo: conocimiento, sentimiento, estilo, humor y propósito. Si falta alguna de estas características - por ejemplo, el sentimiento-, el sujeto considerará la comunicación no verbal como algo accidental y pegado a su vida.
Algunos se han preguntado si la destreza para captar claves no verbales puede facilitar la manipulación psicológica sobre los demás. Efectivamente, esto ocurre como en otras esferas de la actividad humana. Pero muchos años de historia nos permiten asegurar que no hay fórmulas mágicas definitivas para manejar a los demás. El receptor sabe mucho más de lo que el ingenuo emisor puede llegar a creer. La actitud del receptor es, en muchas ocasiones, parecida a la del cómic en que una rata le dice a su compañera durante el experimento conductista: "Mira qué ingenuo es este científico, que cuando le muevo este palo me da comida."

No hay comentarios:

Publicar un comentario